Hombres embarazados

¿Quién dijo que estos nueves meses serían fáciles para ellos?

Por Verónica De Martini

pregnant-971982_960_720

Foto: Pixabay

Durante nueves meses las mujeres vivimos un torbellino emocional de cambios hormonales, físicos y psíquicos, lindo combo ¿no?, y si bien somos las más afectadas a estos cambios el hombre no se queda atrás. ¿Alguna vez te detuviste a pensar qué le pasa a él por la cabeza durante estos nueve meses? Para muchos hombres el embarazo es una responsabilidad económica y social, por lo que “el rol establecido del hombre como proveedor del hogar se reafirma y se reasegura en esta etapa. De algún modo necesitan sentirse seguros antes de permitirse emocionarse con la llegada. Esto para algunas mujeres puede ser interpretado como desamor o distanciamiento, sin embargo tiene más que ver con no saber cómo reaccionar, y antes de actuar equivocadamente prefieren tomar cierta distancia. Incluso pueden estar distantes sexualmente, situación que se suma a la inmensa confusión que ya de por sí tiene esta etapa” explica la Lic. Mariana Kersz, coordinadora de Apoyo Emocional para Futuros Padres.

Algunos consejos para los hombres

Si sos hombre y estás leyendo esto, tenés que saber que desde el momento en que el evatest de tu mujer dio positivo te van a surgir miles de preguntas: ¿voy a irme a trabajar tantas horas teniendo un hijo? ¿voy a ser un buen papá? ¿cómo vamos a pagar el colegio? ¿el sexo será igual?, etc. Está bueno que te interrogues y afrontes tus inquietudes, es la mejor manera de ir aprendiendo. Tenés que saber que por ejemplo las relaciones sexuales durante el embarazo son muy favorecedoras y saludables, pero si te da miedo lastimar al bebé, lo mejor es que seas vos mismo quien se saque todas las dudas con el obstetra. No tengas miedo de hablarle a la panza, no te sientas tonto de hacerlo, está bueno que te conectes, la acaricies, le cuentes como fue tu día. Si te preocupa la responsabilidad del dinero, sacá cuentas y hacé bien los números, pero eso sí, al final no te olvides (¡nunca!) que la posesión más importante para darle a tu hijo no es económica. Por último tenés que saber que no todas las mujeres tienen una percepción del embarazo como el momento más tierno y felíz de sus vidas, así que tené cuidado con encasillar a tu pareja en un lugar que no siente como propio; y tenele infinita paciencia a tu mujer, mimala, acariciala, complácela, ¡todo suma!

El diálogo, la mejor herramienta de la pareja

Hablar, hablar y hablar. Sacarse todas las dudas, miedos, inquietudes, temores, hablen de lo que les pasa y si es necesario busquen ayuda profesional, es super importante llegar al día del parto muy unidos, además los cambios de humor en el embarazo son muyyy comunes, es indispensable sostenerse mutuamente. Está bueno pensar y aceptar que el embarazo es algo de a dos, se trata de compartir y respetar,  de esta manera todo es más simple y es nada más ni nada menos que ¡el resto de sus vidas como padres!

Mariana Kersz es Psicóloga y Sexóloga. Directora de la Clínica de Parejas y coordina el Apoyo Emocional para Futuros Padres. www.clinicadeparejas.com